Páginas

  • INICIO
  • FIESTAS BIKER
  • CUSTOM
  • CULTURA BIKER
  • MOTOGP
  • MOTOS
  • RUTAS
  • SEGURIDAD
  • ENLACES
  • compartir en facebook compartir en google+ compartir en twitter compartir en pinterest compartir en likedin

28/6/12

¿Es segura la moto o el motero?

Leo un breve artículo suelto por internet, en el que se dice que los conductores de motos custom sufren un 40% menos de accidentes que los que pilotan motos deportivas. No se si el porcentaje es real o deja de serlo, he intentado averiguarlo buscando datos en la red pero no encontré otra vez ese porcentaje u otro similar, así que solo queda una fuente fiable que nos indique que evidentemente quienes conducen una deportiva tienen más riesgo de sufrir un accidente que los conductores de custom: las compañías aseguradoras, los seguros para motos deportivas, a igualdad de condiciones en el conductor son más caros que para las custom, así de simple, realidad incontestable.


Lo paradójico es que cuando hablas con el propietario de alguna moto deportiva, de una sencilla CBR por ejemplo, comienza a enumerarte los fallos y defectos de seguridad de una custom y es un constante no parar, su baza principal suele ser que una custom no se puede tumbar en las curvas (olvidan claro que no es el mayor placer de los conductores de custom eso de tumbar), después pueden hablarte de capacidad de frenada, de suspensiones, de neumáticos y de todo lo que se les ocurra. 


Lo cierto, es que si nos fijamos en las especificaciones técnicas de una custom media y de una "erre" de las más normales comprobaremos que efectivamente en elementos de seguridad activa y pasiva las "erres"nos ganan por la mano, y ya no hablemos de la maniobrabilidad, sobre todo en curvas, de las motocicletas deportivas. No en vano, todos esos detalles de seguridad se los curran y muy bien los fabricantes y los ponen a prueba una y otra vez en los circuitos de todo el mundo y con los mejores pilotos que pueden contratar, pero entonces ¿por qué diablos tienen más accidentes?

Ah, claro, olvidábamos un detalle, las motos "deportivas" son endiabladamente potentes, alcanzan potencias y velocidades que superan, por lo general, la habilidad del 99% de quienes las conducen, que además con cierta frecuencia tienden a olvidar que las carreteras generales de cualquier país no son las pistas de los mejores circuitos del mundo, y que su asfalto no está en las condiciones idóneas, además de eso olvidan también que fuera del asfalto no hay ni neumáticos, ni foam, ni grava, ni nada que evite que en una desafortunada caída su cuerpo se golpee contra cualquier cosa (un arbol, piedras, guardarrailes, otros vehículos, etc.) causándose aún más daños.

Esa potencia además, en muchos casos, incita a "retorcer la oreja", si circulas en una deportiva, ves lo bien que tumba, lo bien que se agarra al asfalto, lo maravillosamente que responde a tus indicaciones que muchas veces sucumbes a la tentación de ir un poco más allá, y es en ese más allá donde se juntan los factores anteriores, un tramo de asfalto en malas condiciones, algo de grasa vertida por un vehículo en la carretera, y de pronto ves venir contra tí mientras vas ya por el aire y separado de la moto al guardarrailes y el arbolado que hay detrás.

Claro que hay quien fuerza una custom

Con una custom la cosa cambia, aunque pueden ser muy potentes, incluso más y mucho más que una deportiva (solo hay que comparar la potencia de una Harley Electra con una Aprilia RS 125) pero tienen otra construcción, una construcción que no permite demasiadas veleidades, las custom están hechas en general para conducir de forma relajada, en paseos o larguisimas distancias da igual, pero de manera relajada, nada impide conducir una Virago 1100 a 180 kilómetros por hora en una autopista pero ¿cuanto tiempo aguantaría el conductor haciendo eso? la incomodidad a esas velocidades en una custom se hace bastante insoportable, por no hablar de que en ciertos momentos uno se siente realmente inseguro, ya sabeis, con esa desagradable sensación de que la rueda delantera no va tocando el asfalto y cosas así. De tumbar en las curvas, bueno... poder se puede, más de uno hay por ahí con las estriberas de una custom rozadas contra el asfalto pero sucede tres cuartos de lo mismo que con la velocidad, no es nada cómodo ni en según que casos fácil hacerlo y cualquier conductor de custom que haga esto sabe que está comprando todas las rifas de la lotería para el accidente, tiene esa sensación cada vez que lo haga, mientras que el de la erre, cuando lo hace se siente seguro, con una muy subjetiva sensación de que está controlando la máquina.

Así que por una parte tenemos un tipo de moto que no permite demasiadas florituras ni alegrías velocísticas al conducirla, y por otro al conductor. Tengo por bastante seguro que al conductor de una deportiva le gusta "la velocidad", si se me permite la expresión "ir a límite" o una que se escucha mucho últimamente aquí al noroeste de España "ir en la llama". Mientras tanto, el conductor de una custom busca otras sensaciones, viajar con comodidad, hacer largas rutas, sentir el petardeo del motor en bajas revoluciones, en definitiva el primero goza de la sensación de velocidad, quizás del riesgo y el segundo prefiere gozar del paisaje o incluso de la compañía mientras rueda, de algunos buenos amigos, quizás a veces, en alguna recta, se dan el y su máquina una alegría, pero raramente será de grandes velocidades, generalmente para nosotros, para los conductores de custom, los 140 kilómetros hora, estén o no permitidos, ya son alegría más que suficiente y eso donde se pueda, tomar una curva de montaña a veinte por hora con la moto petardeando en tercera y sin calarse un auténtico placer. Por otra parte las custom no incitan, por todo lo anterior, a "torcer" demasiado "la oreja". Son innumerables los casos del chaval que cuando puede tener una moto grande se compra una custom y la vende a los pocos meses porque no le da lo que él esperaba, y para colmo, termina cuando rutea llegando tarde con los colegas a todas las paradas, así que se pasa a la deportiva a los pocos meses.

Después está el conductor, si juntasemos a cien conductores de deportivas y a cien conductores de customs a buen seguro entre los primeros muchos no pasarían de los treinta y entre los segundos pocos bajarían de los cuarenta, y quiera uno que no la veteranía es un grado, y en esto de las motos también, no son pocos los conductores de custom que son supervivientes de una larga etapa de motos deportivas, y la juventud... divino tesoro y quien la tuviese de nuevo pero también conlleva en muchos casos inconsciencia, amor por el riesgo, sensación de que la vida es eterna, de que eres indestructible y todas esas cosas. 

No es la mejor idea si conduces una custom

Pero, a pesar de lo dicho ¿es más segura una custom que una deportiva? me temo yo que no, si ponemos a las dos aparcadas y apagadas es más que seguro que la deportiva no arrancará sola y se estampará contra un muro mientras la custom se parte de la risa por semejante locura. El problema, el único problema, es quien la maneja y su inconsciencia. Imaginemos a los dos grupos de cien moteros anteriores, imaginemos por un momento que durante un año se obliga a los conductores de las deportivas a manejar las custom y viceversa ¿cambiarían radicalmente su estilo de conducción los que manejaban custom al hacerlo con deportivas? ¿se volverían locos por la velocidad? ¿tendrían la misma tasa de accidentes? ¿se accidentarían menos los que manejaban deportivas al tener que hacerlo en modelos custom? Es más que posible que los pilotos de las erres intentarían adaptar las máquinas custom a su estilo de conducción y los antiguos conductores de customs harían lo mismo con las erres, resultado: probablemente casi todos los que conducían deportivas terminen en algún momento rodando por el suelo, las custom jamás se adaptarían a su "estilo de conducción" mientras que las erres si se adaptarían a una conducción más relajada.

Y es que cuando la máquina se fuerza por encima de sus posibilidades, sean estas las que sean, cuando inconscientemente se cree uno con poder sobre todas las cosas, algún día, el accidente será inevitable, me temo que es una ley tan simple como inexorable.

Picando aquí podeis leer el artículo que dio origen a este post y evidentemente podeis opinar lo que gusteis al respecto, para eso son los comentarios.

15 comentarios:

  1. Excelente artículo. Gracias por tomarse el tiempo de escrbirlo. Me identifico con las custom y ese es el estilo que a mí me gusta! y no por no conducir a 140 soy un burro pa manejar, simplemente me tomo muy en serio que el accidente existe y siempre ocurre en el momento que uno no espera.

    ResponderEliminar
  2. Así es anónimo, la posibilidad del accidente siempre está ahí. Y gracias a ti por leerlo.

    ResponderEliminar
  3. Pero que gran articulo, bastante racional y directo, gracias!

    ResponderEliminar
  4. Estupendo artículo. Muy interesante.
    Gracias.

    ResponderEliminar
  5. muy bueno el articulo ... estoy por comprarme una moto tenia dudas ahora tengo claro la moto que quiero.
    gracias por tomarte el tiempo de escribirlo.

    ResponderEliminar
  6. Me alegra mucho haberte sido útil Ruko, si quieres puedes contarnos porque moto te decantas y cuales son tus motivos. Siéntete libre para hacerlo. Un saludo.

    ResponderEliminar
  7. Tengo 6 años como motociclista custom y siempre he viajado sin problemas. También nunca me he dejado llevar por la velocidad y estoy consiente que si uno no evita los riesgos nunca seremos perfectos al manejar nuestra vida

    ResponderEliminar
  8. Hola; Muy buen reportaje, comparto contigo la optica de los que tenemos mas de 40, donde el placer de la moto no necesariamente tiene que ver con la velocidad excesiva o los riesgos innecesarios, incluso con una postura poco natural. Claro, con el respeto de quienes disfrutan y prefieren las motos deportivas. Gracias

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias por tu comentario, al cien por cien de acuerdo contigo.

      Eliminar
  9. Muy buen artículo, en lo personal estoy pensando en cambiar mi actual honda nc750x, antes tenía una ktm 990 smt.
    Estoy en la duda de que moto quiero.
    No quiero una moto nerviosa o que me obligue a ir a 140 todo el camino, mi actual nc es una moto muy tranquila pero no transmite nada, es decir no te da lo divertido de la custom ni las sensaciones de las más deportivas. Por otro lado me molesta un poco esta nueva tendencia de que las motos deben ser casi autos, me refiero a las maxi trail.
    Estoy buscando una moto que transmita sensaciónes sin tener que viajar rápido y que mi esposa pueda acompañarme a alguna salida.
    Agradezco me puedas dar una mano.
    Saludos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Demasiado personal lo que me pides, cada cual siente sensaciones (las que le gusten) en distinto tipo de moto, yo las puedo sentir en una custom, otro en una R y otro en una trail, incluso podíamos hablar de scooteres, de motos de cross, enduro, trial... Cada quien es cada cual, por eso me temo que no me atrevería a aconsejarte al respecto. Lo siento.

      Eliminar
  10. Estoy totalmente de acuerdo, creo que la moto es segura, los peligrosos son quienes conducen. Estoy considerando comprarme una moto, siempre me han gustado, pero no sé a quien recurrir para que me informe cuáles son las distintas y mejor opción para adquirirla. Algún consejo o sugerencia?? Gracias de antemano por el post!! :)

    ResponderEliminar

Los comentarios que falten de algún modo al respeto a los demás no serán publicados.